Estilo Indonesia

Primer contacto con Indonesia

Aún quedan 30 minutos para tocar tierra y no es que vayamos a aterrizar en cualquier lugar, esta vez lo vamos a hacer en Bali, increíble, ¿verdad? Eso pensaba yo cada metro que descendíamos hacia la famosa isla de los dioses.

El momento ya de por sí era perfecto, pero si le añadimos el detalle de haber tenido un vuelo de lo más placentero, me atrevería a decir que estaba siendo uno de los momentos más felices de mi vida. Todos nosotros hemos soñado muchas veces con ser médicos, pilotos, astronautas o veterinarios, pero yo – además de eso – siempre había soñado con vivir en Bali así que podéis imaginaros cómo me siento al ver hacerse realidad mi sueño. Con una gran sonrisa en mi cara comienzo a pensar en la cuenta atrás y… 3, 2, 1 Ya estamos en tierra!!

Una de las azafatas pronuncia esa frase que llevaba tanto tiempo esperando que suena algo así como “Selamat Datang di Bali” y os prometo que en ese momento pensé que sabía indonesio porque lo entendí perfectamente.

Recoger las maletas suele ser la parte menos divertida de los viajes, ¡pero no os mentiría si os dijese que yo estaba dando saltos de alegría esperando ver mi maletita rosa salir por el túnel para cogerla lo más rápido posible y salir a ver qué me iba a encontrar allí! ¡Todo era tan diferente y tan nuevo que parecía que estaba en otro mundo, pero no, estaba en Bali! Tantas sonrisas juntas en un espacio tan pequeño me hicieron darme cuenta que estaba realmente donde quería estar y que mi sueño estaba totalmente argumentado. Cuando me quise dar cuenta ya estaba entre una muchedumbre de taxistas que muy amablemente me ofrecían sus servicios para llevarme hasta mi alojamiento a tan solo 20 km del aeropuerto.

Después de probar mis técnicas de regateo durante varios minutos conseguí que Ketut aceptara mi oferta y me dirigiese hacia su coche que se encontraba en el parking del Aeropuerto Internacional de Bali. Era de noche y la oscuridad no dejaba que viese la ciudad tal y como me habría gustado pero la iluminación era la suficiente como para dejarme entrever la esencia de la isla. ¡Y ya estoy en el hotel! ¡Me encanta todo! ¡Buenas noches!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En NUSAHTI utilizamos cookies para facilitar el uso y manejo de nuestra página web con el objetivo final de prestar un mejor servicio y proporcionar una mejor experiencia al usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies